ROTULACIÓN EXTERIOR E INTERIOR

Cuando hablamos de rotulación, hay que saber que existe una diferencia importante en lo que se refiere a la rotulación en interiores y exteriores. Esto quiere decir que no es lo mismo cuando se solicita una rotulación por parte de una persona particular que por una empresa. Generalmente el particular quiere rotulación para el interior de su hogar y utilizarlo como decoración, mientras que la empresa busca rotular distintos elementos y herramientas de trabajo como puede ser un vehículo.

La diferencia radica principalmente en el material que se va a utilizar para ello. Por ejemplo, para un rótulo en el interior, no hace falta prestar tanta atención a su resistencia a los cambios de temperatura ya que estará resguardado en unas paredes, mientras que cuando se trata de una rotulación exterior, son otros los detalles que hay que tener en cuenta, como es el caso justamente de los cambios de clima que hay de un momento a otro.

Además de eso, hay que tener en cuenta el tipo de material a utilizar que puede ser muy diferente y ser traslúcido en algunos casos mientras que otros será un vinilo con doble capa o más.

En los casos en que el vinilo es para una rotulación en interior, es extraño que se le de un laminado o acabado especial ya que no lo necesita realmente, salvo que sea por una cuestión estética, mientras que cuando el vinilo es para una rotulación de exteriores, sí que será necesario agregar un laminado con el fin de que la rotulación no sufra de inconvenientes con el paso del tiempo, los cambios de temperatura o incluso otros agentes como el agua o la gasolina.

Sobre los diseños y colores, en ambos casos se puede jugar con lo que se quiera logrando tanto colocar el mismo logo de la empresa como crear diseños nuevos en los colores que se desee.

La colocación de los rótulos, cuando es interior, podría llegar a ser colocada por uno mismo mientras que cuando es exterior es recomendable que lo haga un profesional. En realidad en todos los casos es mejor que lo haga un profesional, pero generalmente en el interior es más sencillo tanto por el tipo de material como por el adhesivo utilizado.